por DPArquitectura 21 de abril, 2020 Proyectos comentarios Bookmark and Share
< Volver

El arquitecto Mario Franco Denis, autor del proyecto de la clínica dental de nueva creación González Franco, en León, ha partido de una cuidada selección de materiales para conseguir un espacio luminoso y tranquilizador para el paciente y, a la vez, cómodo y eficientemente organizado para el personal sanitario. El sistema elegido, Klein Front, combina frentes fijos acristalados con cálidas puertas correderas de madera.

La planta alargada, con una estrecha fachada como única fuente de luz natural, podría haber conllevado una sensación de encierro impidiendo la sensación de serenidad que se buscaba transmitir. Se basó el proyecto, por tanto, en dar homogeneidad y carácter a las zonas comunes y espacios servidores, optando por la madera y el cristal como materiales principales de las particiones.

El objetivo era triple: potenciar la difusión de luz natural, optimizar el uso del espacio disponible y trasladar la sensación de no estar en un ambiente sanitario. El sistema Klein Front combina frentes fijos acristalados con cálidas puertas correderas de madera. La transparencia del cristal define las consultas sin impedir la relación visual entre los espacios. Por su parte, la madera aleja la estética de los códigos sanitarios habituales y genera sensación de bienestar. El carácter corredero de las puertas libera las zonas de circulación de cualquier traba y maximiza los espacios. Se decidió su instalación empotrada a falso techo para potenciar la levedad de las particiones y la elegancia de los acabados: el sistema de aluminio queda totalmente invisible, cediendo todo el protagonismo al cristal y a la madera.

El panel de madera corredero se desliza con facilidad y sin esfuerzo, sin ruido. El dispositivo de frenado KSC-Klein Soft Closing incorporado al sistema Klein Front suaviza el movimiento tanto en la apertura como en el cierre, evitando golpes y rebotes. La ausencia de guía en el suelo es un elemento de higiene muy relevante en entorno sanitario ya que facilita la limpieza y el acceso. La iluminación, otra partida muy bien trabajada, contribuye a la serenidad del espacio, conjugando la limitada entrada de luz natural en espacios comunes con su intensificación en las consultas. "Todo esto nos permitió alejarnos de la idea de centros sanitarios con pasillos blancos iluminados con luz artificial, que tan fríos resultan”, explica el arquitecto Mario Franco Denis.

Publicidad

Noticias relacionadas

comments powered by Disqus